Dirigentes comunitarios del municipio Haina exigieron ayer la intervención del Ministerio de Medio Ambiente, debido a que una empresa recicladora de baterías eléctricas estaría contaminando esa localidad.

Según Fausto Senford, presidente de la Junta de Vecinos del sector “Paraíso de Dios”, en Haina, informó que un estudio de suelo realizado hace tres meses en esa localidad, reveló que el nivel de contaminación sigue bastante alto, por lo que como munícipes están dando la voz de alerta para las que las autoridades investiguen y detengan el daño ambiental.

“Estamos aquí para solicitarle al Ministerio de Medio Ambiente su intervención para evitar que continúe la proliferación de enfermedades”, puntualizó Senford.

En un estudio realizado por el Consorcio Ambiental Mirsa (Medio Ambiente & Industria), se constató que en los terrenos ocupados por la recicladora Metaloxa, que ahora opera como VERI, se encontró presencia de plomo que excede en 8,580% el límite permitido por las normas internacionales de referencia. También se detectó que la presencia de cromo supera en 940% el nivel permitido.

La salud de los residentes en la comunidad Paraíso de Dios, en Haina, siguen amenazados por la contaminación por plomo y cromo de “características peligrosas”, a pesar de que hace más de 10 años se mudó de allí la recicladora de baterías usadas que provocó que ese lugar fuera incluido en el 2006 en la lista de los 10 más contaminados del mundo.

En el año 2007 la protesta de la comunidad por el alto nivel de contaminación por plomo hizo que el Ministerio de Medio Ambiente cerrara a Metaloxa, y posteriormente equipos del ministerio removieran parte de la tierra donde operaba la recicladora, y lo declararan libre de contaminación, pero el estudio hecho por cuenta de organizaciones comunitarias de Haina encontró que la alta presencia de plomo y cromo sigue amenazando a Paraíso de Dios.