Los efectos del inminente cambio climático no conocen fronteras y por ende, República Dominicana no está exenta a estos impactos.

La Comisión Económica para América Latina y el Caribe (Cepal) refiere en su estudio “Café y cambio climático en la República Dominicana Impactos potenciales y opciones de respuesta” que en el año 2070 el decremento promedio de los rendimientos del café sería del 18% a nivel nacional con variaciones significativas entre varias provincias, debido al cambio climático.

El organismo internacional explica que los modelos climáticos estiman que los niveles de precipitación podrían disminuir hacia 2050, se agravarían hacia 2070 y afectarían la distribución estacional de la precipitación.

Asimismo, la temperatura media mensual se incrementaría hasta 0,8 ∞C en 2050 y hasta 1,8 ∞C en 2070, lo que significa que en algunas provincias ubicadas cerca de la costa del país se esperaría una temperatura superior a los 27 ∞C con niveles de aridez que afectarían la producción agropecuaria, incluyendo el café.