Unos 25 de cada 100 pesos que ingresen en las arcas públicas el próximo año provendrán de emisiones de deuda pública y préstamos de organismos multilaterales o de otros países, mientras que 67 de cada de 100 llegarán con el cobro de impuestos, un nivel que algunos economistas consideran muy optimista.

En los ingresos financieros de RD$921,810 millones que se estiman para 2019, después del endeudamiento, el Impuesto sobre Transferencias de Bienes Industrializados y Servicios (ITBIS) será el que más dinero debería generar al fisco dominicano, pues se proyecta que casi la cuarta parte de la cuenta total llegue por esa vía. Por su parte, el Impuesto sobre la Renta generará casi 22 de cada 100 dólares que lleguen a las arcas públicas.

Poco menos de un tercio de los ingresos financieros del próximo año llegarán a través de otros tributos como los Selectivos, el Impuesto sobre la Propiedad y los impuestos que se cobran al comercio exterior.