Quienes conocen de Elisaben Matos, le distinguen por ser una persona de bajo perfil, un hombre ajeno al fílmico devenir de una cámara, apático a la idea de que su nombre camine de forma alegre de boca en boca por ello procura hacer las cosas apegadas a las normas regentes de donde él actúe pero, en esta ocasión el actual Director General de la Aseguradora de Riesgos Laborales tenía unas cuantas cosas por decir al público en respuestas a las acusaciones del presidente de la Sociedad Dominicana de Ortopedia y Traumatología, Doctor Julio Landrón quién entre otras cosas acusa a la ARL de negar coberturas de calidad a sus afiliados con autorizaciones dilatadas en hasta 60 días, dejar la práctica de negación de cobertura a pacientes con la finalidad de redirigirlos a médicos específicos y afines a la gerencia de la misma.

El documento lanzado por el presidente de la Sociedad de Ortopedas es un listín bastante largo de oprobios a la actual gestión del doctor Matos y por tal razón en aras de desdecir aquel refrán que reza: “El que calla otorga” en una rueda de prensa ofrecida este lunes 22 de octubre en horas de la mañana el funcionario habló, pero no lo hizo solo pues fue en compañía de los números y estadísticas recogidas en los documentos elaborados a raíz de las ejecutorias de su gestión.

Citamos: “Desmentimos que entre las prácticas de la ARL se encuentre la negación de la cobertura, pues siempre que los servicios requeridos estén acordes con los diagnósticos de las patologías presentadas por el afiliado y respaldadas por la debida documentación, no existe motivo para que no reciba las atenciones que le corresponden por ley. Es importante significar que las mediciones de satisfacción al usuario arrojan como resultado que, en los últimos años, hemos estado sobre el 90% en lo que se refiere a la percepción positiva por parte de los afiliados, en cuanto a la atención recibida en esta institución´´.

Landrón convocó a un paro a comenzar desde este lunes 22 hasta el viernes 26 de este mes en curso, incluso se refirió a iniciar un proceso ante el Tribunal Constitucional, acusando a la ARL de negarse a establecer un contrato formal y también oponerse a pagar antes de los 45 días cuando en verdad los registros de pagos afirman todo lo contrario.

Sin embargo, a pesar de lo que parece ser un punto de inflexión desde la ARL, el optimismo es quizás lo último a perder y tal como reza el documento oficial enviado a los medios esta mañana:

Para la Administradora de Riesgos Laborales (ARL), es de suma importancia hacer de público conocimiento, que el trabajo que realizan los médicos ortopedistas del país, en favor de los trabajadores de la República Dominicana, afiliados al Seguro de Riesgos Laborales, es de un alto valor, porque incide directamente en un amplio porcentaje de esta población, que se ve afectada por un accidente laboral, sin embargo, les externamos  a nuestros afiliados que estos temas no deben alterar su tranquilidad, porque en cualquiera de los escenarios que se presenten, siempre garantizaremos su atención con la misma calidad que siempre nos caracteriza.

Hacemos un llamado a nuestros maestros de la ortopedia y la traumatología, expresidentes de su Sociedad, que con su sapiencia e inteligencia, orienten a los nuevos miembros de la misma, para que tomen sus decisiones apegados al juramento hipocrático con el que están investidos, proporcionando a los miles y miles de trabajadores dominicanos que se ven envueltos en incidentes laborales una pronta recuperación, con la calidad que los caracteriza en sus atenciones.