Varios colegios privados están bajo investigación por Pro Consumidor debido a que en la supervision de oferta y venta de útiles escolares se detectaron algunos centros que imponían la compra de los libros a los padres en sus colegios.

Anina del Castillo dijo que esto viola el derecho a la libre elección que tienen los consumidores por lo que estos colegios podrían ser sancionados de comprobarse la falta.

La directora de Pro Consumidor dijo en otro orden que hasta junio de este año se han decomisado 115 mil productos en mal estado o vencidos señaló SIN.