Home Sin categoría Vacunacion

Vacunacion

47
0
Por César Duvernay

El Gobierno fue preciso y transparente al explicar ayer todo lo concerniente al proceso de vacunación a iniciarse en los próximos días. Un tema que lamentablemente ha sido objeto de la mezquindad de algunos sectores, que pese a estar conscientes que la celeridad en la obtención de las vacunas no es del control oficial, insisten en reclamar, tremendizar y politizar el mismo.

En estos momentos, y tal cual como sucedió al inicio de la pandemia, cuando conseguir mascarillas, guantes, trajes de bioseguridad y otros insumos, era una batalla campal donde, en adición a la sobredemanda, las potencias mundiales imponían su supremacía en bloqueos, desvíos y contraofertas, las dosis escasean.

Sin embargo, y ha quedado muy claro, que ni el presidente Luis Abinader ni el sector salud han sido indiferentes ante la situación. El Gobierno ha hecho lo que ha tenido que hacer diligenciando, encargando -y pagando- todos los lotes de vacunas que han estado disponibles ya sean del tipo Pfizer-BioNTech; Astrazeneca; Covax o Sinovac.

Más de 20 millones de inoculaciones serán aplicadas en un proceso debidamente estructurado, protegido, planeado y ensayado, donde no se han escatimado esfuerzos logísticos, técnicos ni económicos de estas aplicaciones a las que en una primera etapa no tendrán acceso los extranjeros y cuyas fases ya están debidamente clasificadas y calendarizadas.

El de ayer en Palacio fue un gran encuentro donde se reafirmaron muchos aspectos del como, cuanto, cuando, y a quienes se les van a aplicar las dosis, así como los protocolos operativos, médicos y legales correspondientes.