El famoso actor estadounidense Will Smith celebró su 50.º cumpleaños de una manera extrema. La estrella de Hollywood saltó desde un helicóptero al abismo del Gran Cañón en Arizona, EE.UU.

Smith realizó el salto para crear conciencia sobre la organización benéfica Global Citizen, cuyo objetivo es erradicar la pobreza extrema. El dinero recaudado se destinará a un proyecto llamado ‘Education Cannot Wait’ (‘La educación no puede esperar’), que tiene como objetivo proporcionar acceso a la educación a los niños en las áreas más necesitadas del planeta.

“No voy a poder articularlo completamente en este momento, pero hay una relación real entre la libertad y la alegría. (…) El miedo es como una jaula, el miedo en realidad te atrapa. Mi padre falleció hace poco más de un año y hay algo en la confrontación con la muerte que te hace vivir la vida más libremente. La libertad de ser quien eres y hacer lo que eres es totalmente estimulante”, compartió sus sensaciones el actor después de la aventura.

“La vida es dura (…) No dudes, ve, comprométete. Debes comprometerte; puede que te hagas daño, puede que pierdas algo, pero si no actúas no podrás experimentar la alegría destinada para ti en la vida”, exclamó Smith.